Confirman que joven encontrado muerto y desaparecido hace diez años es hondureño

0
207

Tegucigalpa – Luego que se confirmara que el cuerpo de Larry Ely Murillo Moncada fue hallado después de haber permanecido 10 años como desparecido, familiares en Honduras confirmaron que se trata de su familiar.

En ese orden, el joven Franklin Almendares, ofreció una entrevista al noticiero Hoy Mismo, donde relató que su primo fue deportado y luego regresó a Estados Unidos entre 2007 y 2008.

Luego en 2009 desapareció y hoy fue encontrado tras unos congeladores en un supermercado en Iowa, Estados Unidos, relató el familiar.

Contó que la familia se radica en Sonaguera, Colón, pero la madre de Murillo Moncada es originaria de La Ceiba, Atlántida.

Cabe señalar que el pasado lunes, la División de Investigación Criminal de Iowa y el Departamento de Policía de Council Bluffs, anunciaron que el cadáver encontrado el 24 de enero de este año es el de Murillo-Moncada, quien había sido reportado como desaparecido.

En ese orden, el cuerpo fue encontrado 10 años después de la desaparición del joven y tres años después del cierre de la tienda en la que trabajaba, el supermercado No Frills, ubicado en 1817 West Broadway, en Council Bluffs.

“Él tomaba medicamentos antidepresivo… lo que es raro es que nadie lo vio, la pregunta es ahora si murió el mismo día que fue reportado como desaparecido o después”, narró Almendares.

El 28 de noviembre de 2009, Larry Ely Murillo Moncada discutió con sus padres y se fue de la casa familiar en medio de la noche, descalzo y bajo una tormenta de nieve.

De acuerdo al relato del primo, el hoy occiso habría subido al refrigerador y luego resbaló del mismo, una hipótesis que debe ser investigada.

“Hay tantas preguntas, así como ustedes tienen preguntas también nosotros las tenemos”, externó.

De su parte, el sargento Brandon Danielson, asignado a la investigación, calificó el caso de «único», porque el establecimiento cerró sus puertas en 2016 y recién en enero pasado una cuadrilla de trabajadores comenzó a desmontar las estanterías y refrigeradores.

Fue entonces que encontraron un cuerpo en una separación de 18 pulgadas (45 centímetros) existente entre la pared y los refrigeradores.

Aunque estaba descompuesto y era imposible una identificación visual, la ropa coincidía con la descripción del atuendo que vestía cuando fue reportado como desaparecido, lo que llevó a Danielson a recordar de inmediato el caso de Murillo Moncada.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here