Banner

 

Túnez recupera 73 cadáveres de migrantes y cree que aún faltan 60 más

(0 votos, media 0 de 5)

refugiados-general 

Túnez - Al menos 73 cadáveres han sido recuperados desde que el pasado domingo naufragara una embarcación precaria con más de 180 migrantes a bordo frente a la costa meridional de Túnez, en el peor accidente de esta naturaleza ocurrido en el Mediterráneo desde el pasado febrero, informó hoy el Ministerio del Interior.

Según la fuente, han sido las malas condiciones meteorológicas las que han dificultado las labores de los servicios de auxilio, que creen que en el mar todavía podrían quedar alrededor de 60 cuerpos más.

A esto se suma el retraso en las labores de identificación, ya que solo 44 cadáveres han podido ser entregados a sus familias mientras que otros 20, supuestamente de migrantes procedentes de África subsahariana, serán enterrados hoy de manera anónima, según la prensa local.

Ante esta situación, el Fórum Tunecino por los Derechos Económicos y Sociales (FTDES) lanzó hoy una protesta en el centro de la capital para reclamar un mayor compromiso del Gobierno tunecino, a la que asistieron una veintena de familiares de víctimas de otros naufragios.

"Prevenimos al Gobierno de que el problema no iba sino a empeorar: las dificultades económicas y sociales siguen ahí y los traficantes continúan trabajando. El problema persiste: la juventud ya no tiene esperanza en este país" declaró a Efe su presidente, Masoud Romdhani.

Según la Organización Internacional de Migraciones (OIM), los migrantes habrían pagado entre 770 y 1.000 euros para aventurarse en una pequeña embarcación de pesca, con capacidad para 90 personas, que abandonó la isla de Kerkennah de noche y que dos horas más tarde lanzó la llamada de auxilio cuando se encontraba a solo 5 millas de la costa.

Según los testimonios de varios rescatados, el capitán mandó "deshacerse" de algunos de los pasajeros para recalibrar el peso y balanceó la embarcación hasta volcarla, dándose a la fuga junto a sus dos cómplices en una segunda barca.

Kerkennah es la principal ciudad de partida hacia la isla italiana de Lampedusa, que se encuentra a apenas 160 kilómetros de distancia, aunque la salida de inmigrantes irregulares rumbo a Europa es menos frecuente en Túnez que en las vecinas Libia y Argelia.

Como en esta ocasión, la mayoría de los que se aventuran al mar son jóvenes desempleados tunecinos que buscan una esperanza de futuro ante la aguda crisis económica que padece su país y que ha puesto en riesgo la única transición democrática que ha sobrevivido a las asfixiadas "primaveras árabes".

Ante la gravedad del accidente, el primer ministro tunecino, Youssef Chahed, destituyó el miércoles al titular del Interior, Lotfi Brahem.

Menos de 24 horas antes, Brahem había cesado a diez altos cargos de seguridad en el marco de una investigación abierta tras el naufragio, entre ellos al jefe de los servicios secretos del distrito de Kerkennah y al jefe de la Guardia Nacional del puerto vecino de Sfax.

El Gobierno tunecino se ha comprometido a reforzar la lucha contra las redes criminales que trafican en el Mediterráneo, cuya actividad supone un "drama nacional", y ha ordenado un aumento de las patrullas y la mejora de sus equipamientos.

En las últimas horas, dos traficantes han sido detenidos en posesión de 19.000 euros durante una operación policial.

Por su parte, el Ministerio de Exteriores convocó el pasado lunes al embajador de Italia tras las declaraciones del recién nombrado ministro de Interior italiano, Matteo Salvini, quien acusó al país magrebí de "exportar a delincuentes" y prometió expulsar a medio millón de inmigrantes en los próximos cinco años. EFE

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Banner

musica_E


raya
siguenos fb tt
raya

Clima

No data available
Los Ángeles
--- °C
Weather details

centro-de-ayuda