Los beneficiarios de DACA y TPS, más cerca de una posible vía a la ciudadanía

0
469

Washington – Los beneficiaros del programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA), el Estatus de Protección Temporal (TPS) y el de Partida Forzada Diferida (DED) están hoy un paso más cerca de una posible vía a la ciudadanía, después de que un proyecto de ley haya avanzado en el Congreso.

La propuesta, que fue aprobada en el Comité Judicial de la Cámara de Representantes por 19 votos demócratas a favor y 10 republicanos en contra, se dirige ahora al pleno de la Cámara Baja para someterse a votación.

«Es vital que aprobemos la ‘Dream Act’ (Ley del Sueño). Los ‘soñadores’ son nuestros vecinos y nuestros compañeros. Recuerden: tres cuartas partes de los estadounidenses apoyan los esfuerzos para protegerlos», dijo el presidente de ese comité, el demócrata Jerrold Nadler, en la audiencia.

Los legisladores demócratas en el comité defendieron que este proyecto de ley proporcionará a los grupos de indocumentados mencionados la «certeza que necesitan».

«Esta legislación finalmente brindará certeza a los jóvenes indocumentados en este país que son en realidad son estadounidenses en todos los aspectos, excepto en el papel», consideró la demócrata Zoe Lofgren.

Precisamente, Efrén, un «soñador» del estado de California, aseguró que la «Dream Act» cambiaría su vida, la de su familia y la de sus amigos en caso de ser finalmente aprobada por el Congreso.

«La ‘Dream Act’ me ayudaría a mí, mi familia y mis amigos ofreciéndonos las protecciones necesarias en una época en la que nuestro bienestar no está garantizado, sino que está bajo amenaza constante», apuntó Efrén en un comunicado de la organización United We Dream.

Asimismo, algunos de los demócratas más moderados argumentaron que la legalización de los beneficiaros de DACA, TPS y DED mejoraría la economía del país.

Según cálculos del Centro para el Progreso Estadounidense (CAP, en sus siglas en inglés), aprobar la «Dream Act» agregaría un total de 22.700 millones de dólares anuales al Producto Interno Bruto (PIB) del país, mientras que su aportación en una década sería de aproximadamente 281.000 millones.

La Cámara de Comercio, por su parte, se pronunció hoy a favor de la legislación y aseguró que los migrantes que pueden verse beneficiados por esta nueva medida «contribuyen a sus comunidades y negocios».

«La Cámara ha pedido una ley para proteger a titulares de DACA y del TPS por mucho tiempo. (…) Estas personas contribuyen a sus comunidades y los negocios donde trabajan, incluso algunos de ellos han fundado sus propias empresas que emplean a estadounidenses», consideró el director político de ese organismo, Neil Bradley.

Por otro lado, los republicanos acusaron a sus colegas de llevar a cabo un «juego político» con el futuro de los jóvenes indocumentados, conocidos como «soñadores», y reclamaron que esta ley se asocie con más fondos para la seguridad fronteriza.

«Necesitamos que esta ley incluya más fondos para militarizar la frontera. (…) Si no, insto a los republicanos a votar no», comentó el legislador republicano Doug Collins en su turno de participación.

Después de ser aprobada en el comité, la medida será evaluada en la Cámara Baja, donde los demócratas tienen la mayoría, y posteriormente será debatida en un Senado con control republicano.

El DACA protege a sus beneficiarios de la deportación y en ciertos casos les otorga un permiso de trabajo temporal y les permite acceder a una licencia de conducir, unos beneficios que deben renovar cada dos años.

Por su parte, el TPS fue creado en 1990 y a través de él, EE.UU. concede permisos de forma extraordinaria a los ciudadanos de naciones afectadas por conflictos bélicos o desastres naturales.

DED es similar al TPS y permite aplazar la deportación de personas que podrían correr peligro si son enviadas a los países donde hay inestabilidad política o desastres naturales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here