ONU-Hábitat: Latinoamérica antepone solidaridad al racismo en crisis migrante

0
169
Elkin Velásquez, director de la oficina regional de América Latina y el Caribe de ONU Habitat, habla este miércoles durante una entrevista con Efe, en Puebla (México). EFE/ Hilda Rios

Puebla (México) – La migración que detonó en distintos países de América Latina y el Caribe en los últimos meses ha mostrado la solidaridad de la región y ha desplazado la xenofobia, dijo en entrevista con Efe Elkin Velásquez, director de la oficina regional para el Caribe y América Latina de ONU-Hábitat.

«El tamaño del fenómeno migratorio es tal que se hubieran podido desarrollar manifestaciones xenofóbicas inmensas y lo que hemos visto es todo lo contrario, solidaridad», apuntó este miércoles el representante en la Cumbre Latinoamericana de Ciudades Inteligentes, la Smart City Expo Latam Congress 2019, que se celebra estos días en la mexicana Puebla.

Dijo que ante esa potencial expresión de odio hubo un profundo trabajo de concienciación, por lo que se debe reconocer en los países de la región «el gran sentido de solidaridad con los migrantes».

Ello «sin desconocer que hay desafíos y hay que atenderlos, comparado con otras zonas del mundo» que registran flujos migratorios, indicó.

Recordó que en la región existen distintos procesos migratorios iniciando por el del Triángulo Norte de Centroamérica hacia México y Estados Unidos, pero también están los procesos de movilidad de Nicaragua hacia Costa Rica.

Además de otros como de las personas de Haití hacia México, o el éxodo de miles de venezolanos hacia distintas naciones en Suramérica.

También movimientos migratorios más tradicionales como de Bolivia hacia Argentina, o el de asiáticos y africanos hacia Suramérica para subir por el continente y llegar a Estados Unidos.

«Los procesos de migración que son súbitos y de grandes cantidades de migrantes que se movilizan debido a una crisis en sus lugares de origen son los que generan una presión grande sobre los sistemas sociales y económicos de los países por lo que pasan o a los que llegan», apuntó.

Según cifras de la propia ONU-Hábitat, los venezolanos son el grupo de población más grande desplazado de su país luego de que la cifra de refugiados y migrantes alcanza los 4 millones desde 2016.

Siendo Colombia y Perú sus principales naciones de acogida con 1,3 millones y 770.000 venezolanos recibidos, respectivamente.

«Debemos insistir en que se requiere más ayuda de la cooperación internacional para acompañar a países y ciudades que están tratando de apoyar a los migrantes, porque sabemos que la situación es crítica», apuntó.

El representante comentó que en la más reciente Asamblea General de ONU-Hábitat se definieron cuatro objetivos del plan para el periodo 2020-23: reducción de la pobreza y desigualdades, prosperidad urbana, cambio climático y crisis urbanas incluidas las migraciones.

Apuntó que se deben atender el desarrollo económico y social local de los lugares donde salen los migrantes y de los lugares a los que llegan como en el caso de Venezuela son Colombia, Perú, Ecuador, Chile, Argentina y Brasil.

«El trabajo es cómo ayudar a gobiernos locales para que integren a los migrantes en una lógica estructural de mediano y largo plazo porque está comprobado que cuando la migración está bien dirigida es un elemento del desarrollo económico», precisó.

Atender las causas del fenómeno migratorio es uno de los pilares de México en la materia, y por ello la nación empuja el programa de «Sembrando vida. Plan de Desarrollo para la Migración», que llevará a El Salvador a través de un proyecto de reforestación mexicano con una inversión de 30 millones de dólares para generar 20.000 empleos.

Sobre esto, Velásquez ponderó el «gran liderazgo de México» para promover las atención a las causa estructurales que provocan la migración en la región.

Recordó que el Plan de Desarrollo Integral para Centroamérica es un iniciativa impulsada desde México pero que también cuenta con los otros países -Guatemala, El Salvador y Honduras- participantes y, además, con la coordinación la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

La cumbre latinoamericana de ciudades inteligentes, la Smart City Expo Latam Congress 2019, organizada por Fira Barcelona México, se desarrolla del 2 al 4 de julio en la central ciudad mexicana de Puebla.

La reunión es la plataforma y el punto de encuentro y debate entre los principales actores de cambio, innovación, transformación y colaboración de ciudades latinoamericanas que reúne a los principales actores de transformación urbana.

El evento cuenta con ponentes y oradores de toda Latinoamérica y delegaciones de distintos países como Argentina, Brasil, Colombia, Costa Rica, Chile, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Perú y Venezuela.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here