Varios hondureños arrestados en nueva redada que duró cinco días

0
105

Tegucigalpa – Varios hondureños terminaron arrestados en una redada que duró cinco días en Virginia y Washington y concluyó con el arresto de 57 extranjeros, reportó la Oficina de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) en un comunicado.

-En el operativo hubo un total de 57 extranjeros arrestados por parte de oficiales de deportación, de los cuales 41 tenían antecedentes penales.

“Centramos nuestros recursos en aquellos que representan una amenaza para la seguridad pública. Los arrestos realizados durante esta acción de aplicación dirigida requirieron semanas de preparación e investigación por parte de nuestros oficiales”, dijo Lyle Boelens, quien dirige la oficina de campo Washington, D.C., que cubre tanto Virginia como el Distrito.

Lo migrantes que tenían antecedentes penales incluyen delitos como: agresión sexual: abuso carnal, agresión agravada, posesión de cocaína, hurto, falsificación, conducir bajo la influencia, entrada ilegal y reingreso irregular.

Este es el tipo de trabajo que nuestros oficiales hacen todos los días para ayudar a que nuestras comunidades sean más seguras”, agregó Boelens.
Los arrestados, 53 hombres y cuatro mujeres, incluidos ciudadanos de siete países: Honduras, Guatemala, México, El Salvador, Argentina, Bolivia y Kazajstán.

Estos arrestados se suman a los más de un centenar de inmigrantes que la semana pasada también fueron arrestados en Florida durante diferentes operativos desarrollados entre los días 21 y 25 de septiembre.

En total fueron 139 migrantes fueron aprehendidos en esa ocasión con apoyo de agentes del Departamento de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI), del FBI y agencias locales.

Varios hondureños se encontraban entre los detenidos pero la agencia no precisó en cifras.

Cabe señalar que ICE ha extendido los arrestos hasta en los tribunales de inmigración a donde acuden a cita los migrantes.

En ese sentido, varios migrantes han sido arrestados luego de acudir a una cita, no obstante ciudades como Nueva York busca acabar con esa práctica.

Al respecto, la semana anterior la Fiscalía general del estado y una coalición de grupos proinmigrantes presentaron dos demandas que buscan detener los arrestos «inconstitucionales» de civiles que el Departamento de Seguridad Nacional realiza en los tribunales sin una orden judicial a través de su Servicio de Inmigración y Aduanas.

Los fiscales, que demandan a nombre del estado, plantean que los arrestos en y fuera de los tribunales -que atemorizan a inmigrantes- impiden la adecuada administración de la justicia y afectan negativamente la seguridad pública porque han disuadido a los residentes no ciudadanos y a indocumentados de cooperar con las autoridades o de proteger sus propios derechos en las cortes.

Como resultado, afirman, los casos judiciales han sido abandonados o nunca han sido procesados, “lo que hace que las comunidades sean menos seguras”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here