Beneficios fiscales a las ZEDE dejan en condición desfavorable a inversionistas nacionales, según economista

0
163

Tegucigalpa – A juicio de la expresidenta del Colegio Hondureño de Economistas (CHE), Liliana Castillo, los beneficios fiscales otorgados a las Zonas de Empleo y Desarrollo Económico (ZEDE) dejan en condiciones desfavorables para competir a los inversionistas nacionales.  

En declaraciones a una cadena radial, Castillo aseguró que, con esos beneficios adicionales otorgados a las Zede, Honduras renuncia a percibir grandes e importantes cantidades de dinero, además de señalar que es el país con la tasa más alta con exoneraciones en Centroamérica.

Liliana Castillo.

Según Castillo, beneficios como el no pago del 15% del Impuesto Sobre la Renta (ISR) a las empresas que operen dentro de las Zede, son bondades que también se les han dado a otras grandes empresas con inversión extranjera directa y eso tiene un impacto del al menos en el 7% del Producto Interno Bruto (PIB).

En ese sentido, añadió que Honduras deja de percibir, alrededor de 46 mil millones de lempiras por concepto de exoneraciones otorgadas, y ahora con estos beneficios dados a las Zonas de Empleo y Desarrollo Económico, esa cantidad podría incrementarse considerablemente.

“Si comparamos estos productos con los inversionistas nacionales, hay muchas micro, pequeñas y medianas empresas (Mipymes), que no gozan de este tipo de beneficios, por lo tanto están compitiendo en forma desleal, porque los productores nacionales si tienen que pagar todo tipo de impuestos”, arguyó.

En ese sentido, la Castillo propuso crear un mecanismo para apoyar a los productores nacionales porque hay que considerar que ellas son importantes generadoras de empleo en Honduras, con ello se contribuye para que las personas tengan algún tipo de ingreso y reduzcan los niveles de pobreza en el país.

Cabe recordar que el pasado 24 de mayo, el Congreso Nacional de Honduras aprobó reformas a la Ley que concede más beneficios fiscales para las Zonas de Empleo y Desarrollo Económico.