Familia Verdaguer Miguel confía en que pandemia sea aprendizaje «Para mañana»

0
263
Fotografía cedida que muestra al matrimonio formado por Amanda Miguel y Diego Verdaguer junto a su hija, Ana Victoria, quienes confían en que la pandemia mundial de coronavirus traiga aprendizaje para que la sociedad sea mejor y más consciente del necesario cuidado del medioambiente, mensaje que compartieron con la canción "Para mañana". EFE/ Familia Verdaguer Miguel/ SÓLO USO EDITORIAL / NO VENTAS

México – El matrimonio formado por Amanda Miguel y Diego Verdaguer y su hija Ana Victoria confían en que la pandemia mundial de coronavirus traiga aprendizaje para que la sociedad sea mejor y más consciente del necesario cuidado del medioambiente, mensaje que compartieron con la canción «Para mañana».

«Hay que buscar que uno cuando ve algo asuma la responsabilidad desde su propia trinchera utilizando todas las armas posibles», dijo el argentino en una entrevista con Efe, quien explicó que en su familia lo hacen desde la música y consideró que consiguen que algunas personas despierten con su mensaje.

«Para mañana» es un llamado de emergencia ante la huella que las sociedades están dejando en la tierra, que dista mucho de una armonía entre la humanidad, el planeta y el resto de animales. Dada la situación actual en la que muchas personas han recapacitado, la familia pide que urgentemente haya una conciencia global.

«Creemos que estamos en un punto de crisis absoluta, aunque estando en crisis estamos a tiempo de salvar nuestro planeta. (…) Tenemos que aprender a darle valor a todo lo que tenemos y preservarlo para que nuestros hijos tengan por lo menos lo mismo que recibimos nosotros. Es tanta la desesperación de querer comerse el mundo… somos como aves rapaces», reflexionó Amanda Miguel (Gaimán, 1956).

Este tema ya estaba incluido en el disco «El rostro del amor» que publicó Amanda en 1990 y decidieron retomarlo y darle un significado más urgente de amor a la naturaleza ante un momento de cambios.

«Decidimos sacar para mañana porque creemos que lo que está sucediendo con la pandemia es un renacer general, espiritual para muchos de nosotros, que ha generado silencio y una introspección muy importante. Como familia quisiéramos recordarle a nuestro público que presten atención al tema de la naturaleza que no nos olvidemos de pequeños cambios que se pueden hacer diariamente», dijo Ana Victoria (Los Ángeles, 1983).

UN MOMENTO DE RENACIMIENTO

Para ella, el momento actual es histórico pero también para sus padres, a pesar de que han vivido muchos momentos complejos y su experiencia es mayor.

Diego (Buenos Aires, 1951) expresó que es vital que los líderes mundiales cambien sus estrategias y posicionamientos en favor de la Tierra, mientras que su esposa consideró que desea que en un futuro cercano haya cambios reales en las sociedades y que la humanidad se vuelva un poco más «tierna».

«Esto es un cambio, definitivamente, yo ni nadie creo hemos vivido una incertidumbre así. Hay muchísima gente que no se pudo despedir de su familia, es una tristísima situación. Definitivamente yo lo único que deseo es que después de esto sigamos teniendo mucha libertad y el mundo un poco mas limpio», detalló Miguel.

Junto al lanzamiento de la canción el pasado viernes, la familia publicó un texto en forma de carta o manifiesto en la que invitan a sus seguidores -pero también a quien no los conociera de antes- a unirse por un cambio desde el interior de cada uno y dirigido a cuidar el planeta y ser sanos.

«Es hora de que reaccionemos individualmente, en grupo y políticamente, utilizando la fuerza del cambio global provocado por la pandemia del COVID-19, y traduciéndola a un mundo más sano», se puede leer en la carta.

Además de la canción y texto, también lanzaron un videoclip acorde a «Para mañana» que cada uno grabó desde el lugar donde se encuentra, ya que madre e hija están en Los Ángeles y Verdaguer en Florida, ya que tuvieron que separarse por temas laborales antes de que comenzara la cuarentena.

No es la primera vez que diferentes miembros de la familia colaboran a través de la filantropía, la unión y la lucha por causas sociales, y es que consideran que es responsabilidad de los artistas o de cualquier personaje público dejar a un lado los egos y aportar su granito de arena para lograr un mundo.

Ana Victoria, por su parte, se considera afortunada de haber nacido en esta familia, gracias a la cual comprendió que la música es «el portal artístico que llega más profundo».

«Yo he tenido la gran bendición y fortuna de crecer rodeada de música en una familia de dos seres humanos muy conscientes de sus alrededores en todos los aspectos y el tema de la naturaleza siempre ha sido fundamental», terminó Ana Victoria, quien se está labrando su carrera como artista independiente y siguiendo la estela de sus padres.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here