Latinos y afroamericanos acusan a Boston de discriminar contra sus negocios

0
3389
El alcalde de Boston, Marty Walsh. EFE/EPA/MANDEL NGAN / POOL / Archivo

Nueva York – Organizaciones latinas y afroamericanas sin ánimo de lucro presentaron este miércoles una querella ante autoridades federales contra la ciudad de Boston, a la que acusan de discriminar a negocios de esas comunidades en el otorgamiento de contratos y compras, y piden que se realice una investigación al respecto.

La querella ante los departamentos de Justicia y de Transporte se presenta días después de que la Administración del alcalde de Boston, Marty Walsh, completara un estudio que mostró que entre 2014 y 2019 solo 1,2 % de casi 2.200 millones de dólares en contrataciones fue para negocios de afroamericanos y latinos, señala el periódico The Boston Globe.

«Simplemente esto es discriminatorio. Cada día que la ciudad no actúa, eso perpetúa un sistema de contratación que excluye de la igualdad de oportunidades a empresas comerciales minoritarias calificadas, señala la querella de 20 páginas acompañada de otros documentos para sustentarla, presentada por Black Economic Council de Massachusetts, Greater Boston Latino Network y Amplify Latinx.

Los grupos alegan que dichas prácticas de la ciudad violan derechos civiles así como regulaciones que prohíben a beneficiarios de fondos federales, como la ciudad de Boston, incurrir en «prácticas injustificadas que crean un impacto desigual y excluyen a minorías».

También destacan que defensores de esos negocios de minorías le han mostrado a la ciudad prácticas alternativas fácilmente disponibles que ayudarían a poner un alto y remedio a la discriminación.

Pero, agrega la querella, la ciudad ha fallado continuamente a la hora de actuar, contentándose con emitir órdenes ejecutivas y declaraciones vacías que no han hecho nada para cambiar realmente las circunstancias sobre el terreno.

«Al permitir las barreras en la igualdad de oportunidades de contratación la ciudad perpetúa la enorme brecha de riqueza que existe en la ciudad», afirman las organizaciones en el documento. Asimismo, plantean que se detengan los desembolsos de fondos a la ciudad hasta que se corrija la situación.

«La ciudad de Boston ha discriminado por mucho tiempo contra sus residentes más vulnerables. Una intervención federal es necesaria para poner un alto a esta vergonzosa desigualdad y asegurar que no continúe canalizando millones de dólares en un sistema de contratación racista y excluyente», concluye la queja ante las agencias federales.

La oficina del alcalde Walsh, nominado como secretario del Trabajo por el presidente estadounidense Joe Biden, no ha hecho comentarios sobre la queja, señala el Boston Globe.