México notifica del rescate de varios migrantes hondureños abandonados o secuestrados

0
107
La cifra de víctimas de secuestro en México aumentó 10.5 % mensual en mayo, cuando se registraron 115 casos frente a los 104 de abril, reportó el pasado lunes la ONG Alto al Secuestro. Archivo Proceso Digital.

Tegucigalpa – El Gobierno de México anunció este martes que a través del Instituto Nacional de Migración (INM) se han rescatado en el último mes a más de 750 migrantes, muchos de ellos de nacionalidad hondureña.

El secretario de Relaciones Exteriores de México, Marcelo Ebrard, expuso este martes durante la conferencia matutina presidencial una serie de casos que ilustran parte de la crisis migratoria en el país azteca.

En el norte del país, en Ciudad Camargo, estado de Tamaulipas, el 5 de septiembre, autoridades federales rescataron a 162 migrantes que estuvieron abandonados durante cinco días, sin alimentos, en una bodega, indicó el diplomático mexicano.

«Consideramos este uno de los casos más graves que hemos vivido este año. La mayoría de las personas eran originarias de Guatemala, Honduras y El Salvador, que presentaban signos de deshidratación y desnutrición. En total 101 personas viajaban en familia, y encontramos 23 menores de edad no acompañados. Varias de las personas presentaron crisis nerviosas. Pidieron a las autoridades mexicanas que los apoyaran en regresar a su país de origen», acentuó.

Seguidamente expuso que en Cadereyta, estado de Nuevo León, el 31 de agosto de 2021, el INM y policías estatales «rescataron a 327 personas migrantes, entre ellos, 120 menores de edad que permanecían hacinados y en condiciones insalubres al interior de una casa de seguridad».

En Puebla, el 26 de agosto, autoridades mexicanas ayudaron a 208 personas originarias de países de Centroamérica después de que se encontraban retenidas dentro de una bodega, añadió.

Finalmente, notificó que en Tenosique, estado de Tabasco, se liberaron a nueve migrantes de nacionalidad hondureña quienes se encontraban amarrados.

Los migrantes refirieron que llevaban cinco días secuestrados, sufriendo tanto maltrato físico como psicológico, exteriorizó Ebrard.

Además, hicieron hincapié en que les tomaban fotos y videos para enviarlos a sus familiares como medida de presión para pagar un rescate, añadió.

Ebrard reflexionó que ante esta crisis migratoria, México solicitará a Estados Unidos acelerar el financiamiento para el desarrollo en Centroamérica, con el fin de evitar que sigan ocurriendo situaciones similares.

“Tiene que haber inversión en Centroamérica porque esas personas tendrían opciones y que exista un mecanismo regular de migración económica, en pocas palabras pasar a otra etapa donde la emigración no sea un riesgo mortal”, zanjó.