México pide a migrantes no ir a la frontera con EEUU porque sigue restringida

0
676
Fotografía cedida este miércoles por la presidencia de México del secretario de Relaciones Exteriores de México, Marcelo Ebrard, durante su participación en una rueda de prensa del presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, en Palacio Nacional, en Ciudad de México (México). EFE/Presidencia de México/SOLO USO EDITORIAL/NO VENTAS[/SOLO USO EDITORIAL/NO VENTAS]

México – El Gobierno de México pidió este viernes a los migrantes que no vayan a la frontera con Estados Unidos porque siguen «vigentes» las restricciones pese al anuncio del presidente Joe Biden de reabrir los casos de solicitantes de asilo que están en territorio mexicano bajo un programa de su antecesor, Donald Trump.

«Las y los migrantes no deben dirigirse a la frontera entre México y los Estados Unidos», anunció la Secretaría de Relaciones Exteriores en un comunicado, porque «las restricciones y requerimientos legales para el ingreso a México y Estados Unidos continúan vigentes».

El Gobierno del presidente estadounidense Joe Biden anunció este viernes la reanudación a partir del próximo 19 de febrero de la atención de los solicitantes de asilo devueltos a México bajo los Protocolos de Protección al Migrante (MPP, en inglés), también conocidos como «Permanezca en México», programa impulsado por Trump.

En el comunicado, el Gobierno de México aplaudió «el compromiso de los Estados Unidos de trabajar conjuntamente para hacer frente al fenómeno regional de la migración», pero advirtió a los migrantes que no es momento de dirigirse a la frontera.

«Como promotor de una migración segura, ordenada y regular, el Gobierno de México reitera al público que las medidas anunciadas por el Departamento de Seguridad Interna están dirigidas a un grupo específico de personas que forman parte de los MPP», expresó.

Además, recordó que «continúan vigentes» las restricciones de ingreso a Estados Unidos para «viajes no esenciales» a raíz de la pandemia de covid-19.

Tras el anuncio de Biden, alguaciles en los estados de Texas y Arizona, limítrofes con México, culparon al presidente de Estados Unidos de una supuesta nueva «oleada» de inmigrantes indocumentados que llegan a la frontera.

En su conferencia de prensa matutina, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, dijo que en México hay alrededor de 6.000 migrantes esperando la resolución de su solicitud de asilo ante Estados Unidos y que a raíz de la decisión de Biden van a poder esperar en «territorio estadounidense».

Aun así, advirtió que «no se piense que están abiertas las puertas de la frontera norte», por lo que exhortó a los centroamericanos a no viajar a México para después cruzar a Estados Unidos.

López Obrador también celebró que Biden rescindiera la declaración de «emergencia nacional» en la frontera para dejar de construir el muro fronterizo impulsado por Donald Trump.

Según el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) de Estados Unidos, la cifra de migrantes bajo los Protocolos de Protección al Migrante asciende 25.000.