Regalo de Navidad para peruana indocumentada: Gobernador le concede el perdón

0
3092
El representante demócrata de Colorado Jared Polis (C) habla durante una conferencia de prensa con defensores de los inmigrantes para pedir al Departamento de Defensa de los EE. UU. que permita que ciertos 'DREAMER', que fueron traídas a los Estados Unidos cuando eran niños, sirvan en el ejército, en Capitol Hill en Washington, DC, Estados Unidos, el 25 de julio de 2014. EPA/Michael Reynolds/Archivo

Denver (CO) – La inmigrante peruana Ingrid Encalada Latorre, que estaba refugiada en una iglesia de Colorado desde 2016, recibió este lunes un regalo de Navidad anticipado cuando el gobernador de Colorado le concedió el perdón y le abrió las puertas a que su caso pueda ser reabierto.

El gobernador estatal, el demócrata Jared Polis, perdonó a Encalada Latorre, madre de tres niños, que en 2010 se había declarado culpable de usar documentos que no le pertenecían para encontrar trabajo.

Aunque la peruana pagó la multa y el caso quedó cerrado, las autoridades de Inmigración iniciaron su proceso de deportación en vista de que en el año 2000 ingresó al país sin documentos.

En noviembre de 2016, ante la inminencia de la deportación, Encalada Latorre decidió refugiarse en una iglesia al noroeste de Boulder para evitar ser expulsada del país.

El perdón del gobernador significa que el problema legal de la peruana quedará expurgado de sus antecedentes criminales, y le otorga la posibilidad de reiniciar sus trámites para permanecer legalmente en el país.

En septiembre de 2017, el entonces gobernador de Colorado, el también demócrata John Hickenlooper, se negó a perdonar a Encalada Latorre al alegar que su delito causó que «otra persona (la víctima del robo de identidad) pasase años sufriendo importantes consecuencias impositivas y casi perdiendo los beneficios del gobierno».

Para Hickenlooper, haber perdonado a Encalada Latorre hubiese sentado «un precedente indeseado», como es «el de perdonar un crimen para cancelar una deportación».

Polis dijo en un comunicado que la decisión de conceder el indulto a Encalada Latorre y a otras siete personas se basó en «una cuidadosa consideración de cada caso individual».

«Estas son personas que buscan una segunda oportunidad y la oportunidad de ir más allá de los errores de su pasado. Han tomado medidas importantes para cambiar sus vidas y han mostrado remordimiento por sus acciones», agregó.

Según Jordan García, del American Friends Services Committee (AFSC, una de las organizaciones que ha ayudado a Encalada Latorre), la decisión de Polis se basó en el hecho de que la peruana no recibió una buena asesoría legal por parte de sus abogados, quienes le indicaron que si se declaraba culpable de robo de identidad no iba a afectar su futuro en el país.

«Encalada Latorre es una madre que ha luchado por mantener a su familia unidad y para quedarse en el hogar que ella eligió. Ella anunciará sus próximos pasos luego de consultarlo con su familia y con la comunidad de fe», dijo García.

Entre los otros perdonados figuran dos hombres convictos (por separado) de asesinato, pero beneficiados por cambios en las leyes federales, un estafador, y cuatro traficantes de drogas que fueron convictos antes de que las nuevas leyes de Colorado entren en vigor.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here