Autoridades de Nebraska piden perdón por crimen racial cometido hace un siglo

0
595
Personas protestan contra los recientes actos violentos en contra de la población afroamericana, el lunes 11 de julio de 2016, en Chicago, Illinois (Estados Unidos). EFE/Tannen Maury/Archivo

Denver (CO) – Concejales de la ciudad de Omaha y miembros de la junta administrativa del Condado Douglas, en Nebraska, pidieron perdón públicamente la medianoche de este martes por el linchamiento hace un siglo de un trabajador afroamericano, reconociendo que se trató de un crimen motivado por racismo.

En una declaración conjunta, los funcionarios expresaron «remordimiento» por la muerte de William Brown el 28 de septiembre de 1919, cuando miles de personas blancas de Omaha entraron a la corte local, incendiaron el edificio, lincharon a Brown y asesinaron a un alcalde que trató de impedir el crimen.

Las autoridades reconocen que «el linchamiento del Sr. William Brown fue racialmente motivado e ilegal», y que la tragedia fue causada «por una multitud blanca sin respeto por la ley».

Los concejales y los administradores del Condado Douglas, donde se encuentra la ciudad en la que se cometió el crimen, indicaron que «el gran remordimiento» va hacia «los miembros sobrevivientes del Sr. Brown, la comunidad afroamericana de Omaha y el público en general».

La resolución reconoce «el sentido de privilegio» que hace 100 años llevó a la muerte de Brown, algo que «permanece todavía hoy», por lo que administradores y concejales se comprometieron a «erradicar actos de racismo».

Lo harán, indicaron, por medio de «políticas públicas que reduzcan la disparidad racial y las desigualdades de nuestra comunidad».

Para lograr el objetivo se debe «desmantelar la desigualdad estructural» de los gobiernos locales. También las autoridades convocaron a un «diálogo profundo» sobre el tema del racismo.

El proceso comenzará este sábado, coincidiendo con la fecha exacta del centenario de la muerte de Brown y con una ceremonia frente a la corte del Condado Douglas, donde ocurrió el linchamiento.

Allí se presentará el llamado Plan para la Justicia y Reconciliación Racial.

Durante una intervención antes de aprobarse la resolución, el administrador del condado, Jim Cavanaugh, afirmó que «estamos recordando lo que se hizo para dividirnos, para que eso no vuelva a suceder».

Los incidentes de 1919 han dado lugar a numerosos eventos, desde una muestra en la Unión por el Arte Contemporáneo para «tomar consciencia de lo sucedido», hasta el estreno de una obra de teatro en el Blue Barn de Omaha sobre «el enigma de Brown», ya que poco se conoce de su vida.

Los hechos son considerados «los mayores disturbios en la historia de Omaha».

Según el Buró del Censo, la localidad cuenta actualmente con casi 470.000 habitantes, 20.000 más que hace diez años. De ellos, el 67 % es blanco, el 13,7 % latino, el 12,3 % afroamericano y el resto de otras minorías.

La población en la zona metropolitana de Omaha alcanza actualmente los 1,3 millones de habitantes.

En 1920, la ciudad ya contaba con más de 191.000 habitantes, la gran mayoría de ellos blancos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here