Nueva York pide acceso de inmigrantes y otros grupos a vacuna contra COVID-19

0
1071
Fotografía cedida por la Gobernación de Nueva York donde aparece el gobernador Andrew Cuomo durante su rueda de prensa diaria en Albany, Nueva York (Estados Unidos). EFE/ Don Pollard/Cortesía Gobernación de Nueva York/SOLO USO EDITORIAL/NO VENTAS

Nueva York – El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, y una coalición de organizaciones pidieron al Departamento de Salud federal que facilite el acceso de las comunidades indocumentadas y otros grupos desatendidos a la vacuna contra la covid-19.

En una carta enviada al secretario del Departamento de Salud y Servicios Humanos, Alex Azar, dada a conocer este martes, Cuomo y 50 grupos religiosos, sindicales, legales, comunitarios y de salud expresaron su preocupación porque el programa de vacunación no asigna fondos para comunidades afroamericanas, latinas, asiáticas y de bajos ingresos que no cuentan con servicios de salud privados.

La carta hace un llamado a la Administración federal a proteger a estas comunidades desatendidas.

«Nos estamos moviendo rápidamente hacia una vacuna covid-19, lo cual es una buena noticia. Sin embargo, el plan actual del Gobierno federal para vacunar a los estadounidenses descuida las prioridades clave que necesitamos para distribuir eficazmente la vacuna a millones de neoyorquinos», indicó el gobernador al dar a conocer la misiva, enviada hoy a Azar.

La Administración de Alimentos y Fármacos (FDA) evalúa la autorización de emergencia de una vacuna contra la covid-19 que pidió la farmacéutica Pfizer, con lo que las primeras dosis podrían estar disponibles en diciembre. Mientras que la empresa Moderna anunció este lunes que va a pedir también la autorización para comercializar su vacuna.

«Necesitamos centrarnos en las comunidades afroamericanas, latinas, asiáticas y de bajos ingresos que históricamente han sido desatendidas por las instituciones de salud que son clave para el plan del Gobierno federal», agregó Cuomo.

Los firmantes recuerdan en la carta al titular de Salud que las tasas de infección y muerte en esta pandemia son significativamente más altas en estas comunidades desatendidas, y no proporcionarles un programa de vacunación adecuado, «ya sea por intención o por efecto, les discriminará aun más».

Cuomo y las organizaciones, entre ellas la Federación Hispana, la Unión de Libertades Civiles, la Red de Salud Hispana y Comisión Latina sobre el SIDA, la Coalición del Norte de Manhattan por los Derechos de los Inmigrantes, Caridades Católicas, la 32BJ y Se Hace Camino Nueva York, se unieron a otros grupos nacionales al pedir «un programa de vacunación justo y equitativo financiado con fondos federales».

Manifestaron su preocupación a Azar ante el hecho de que el Gobierno federal requiere que los gobiernos estatales ejecuten un Acuerdo de Intercambio de Datos antes de comenzar el programa de vacunación, lo que podría disuadir a los inmigrantes indocumentados de vacunarse

El acuerdo requiere que se identifique a cada persona vacunada y el Gobierno federal sugiere que los estados usen números de Seguro Social, de licencia de conducir o números de pasaporte.

«Obviamente, esta disposición genera preocupaciones ya que los criterios propuestos son todos sustitutos de la prueba de ciudadanía. La preocupación se ve agravada por una disposición federal adicional en el Acuerdo que establece específicamente que la información podría compartirse con otras agencias federales», señalaron.

Advirtieron que «si se disuade a los indocumentados de participar en el programa de vacunación, se pondría en peligro tanto su salud como la eficacia de todo el programa».

Destacaron que Nueva York ha propuesto dos modificaciones para afrontar esta situación. Proporcionará un sistema de identificación para rastrear eficazmente a las personas vacunadas y las dosis requeridas que no identifique el número de Seguro Social, el número de pasaporte o el número de conductor del conductor.

Además, el Gobierno federal debe estar de acuerdo en mantener la privacidad de la información de identificación como con cualquier otro asunto de salud y en no compartirla con ninguna agencia que no sea sanitaria para ningún otro propósito.

«Es de interés para todos que todos trabajemos juntos para alentar a nuestros respectivos residentes a participar en el programa de vacunación», afirmaron.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here