Turismo vs prevención, revive el debate en Honduras

0
199

Tegucigalpa – Honduras vuelve a revivir el debate entre el turismo y la prevención en el marco de la semana morazánica que tendrá lugar del 04 al 10 de octubre para los burócratas y del 06 al 09 para los empleados del sector privado.

-Las autoridades de Honduras defienden las medidas restrictivas como acción de prevención de más contagios de la COVID-19.

-De su lado, el sector turismo busca una reactivación y para ello requiere la suspensión del toque de queda o en su defecto reducir las horas de restricción.

El debate cobra fuerza con la aplicación del toque de queda que limita la circulación en el territorio hondureño desde las 10 de la noche a las cinco de la mañana.

Varios sectores del rubro del turismo han considerado que esa medida no impulsa el turismo, mientras que las autoridades defienden que Honduras aún afronta un momento duro de la pandemia.

El sector turismo demanda reducir o eliminar el toque de queda para que los turistas puedan impulsar la reactivación económica de este rubro.

Lo anterior queda solo en una petición ya que las autoridades hondureñas confirmaron la sostenibilidad del toque de queda durante el periodo de vacaciones.

Prevención

El toque de queda como una medida preventiva frente a la pandemia por COVID-19 se mantendrá vigente para el feriado morazánico, determinó el lunes el titular de la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco), Max Gonzales.

El toque de queda es desde las 10:00 de la noche hasta las 5:00 de la mañana a nivel nacional.

“Se mantiene el toque de queda hasta las 10:00 de la noche, también el cierre de las playas hasta las 7:00 de la noche”, indicó en comparecencia de prensa.

Asimismo, comunicó que quedan prohibidos los conciertos, fiestas patronales u otras actividades que impliquen aglomeración o convocatorias masivas.

Apuntó que hay más de 25 instituciones, con más de 20 mil personas, que trabajarán en operativos en 700 puestos.

Turismo

Como ilógico calificó Carlos Handal, presidente de la Cámara Nacional de Turismo de Honduras (Canaturh) en Copán Ruinas, que en Honduras se permitan sendas concentraciones políticas pero se restrinja el turismo a través de la permanencia de un toque de queda en todo el territorio nacional.

“Hay doble cara moral porque se pueden hacer sendas concentraciones políticas y ahí no hay problema”, reprochó.

Para el presidente de Canaturh en Copán Ruinas, el actual toque de queda que limita la circulación de 10 de la noche a 5 de la mañana debe reducirse a al menos 12 de la noche.

Lo anterior con el objetivo de impulsar el turismo durante la Semana Morazánica, un asueto del que gozan la mayoría de empleados del país.

Suspender toque de queda

Bajo el objetivo de reactivar al sector turismo, la presidente de la Asociación de Pequeños Hoteles, (Hohep), Dina Núñez, ha solicitado en reiteradas ocasiones suspender el toque de queda.

“Estamos con la expectativa de podernos reactivar como sector en este feriado morazánico, está Semana Santa no nos fue bien, solo logramos tal vez un ingreso de un 70 %”, recordó.

Tradicionalmente la Semana Morazánica representa un desplazamiento interno de personas para realizar turismo. Este año se estima que se moverán 1 millón de ciudadanos.

Actualmente está prohibido que los bares, discotecas, cines, gimnasios, teatros y centros de convenciones operen a nivel nacional.

Sin embargo, para Núñez estas medidas se contraponen a la reactivación de la economía durante la Semana Morazánica.

Recordó que una parte de la población ya se encuentra vacunada contra la COVID-19 y ellos pueden hacer turismo cumpliendo con todas las medidas de bioseguridad.

Alza de casos COVID

Entre tanto se revive el debate en Honduras sobre si se debe impulsar el turismo o se debe reforzar la prevención, los casos de la COVID-19 continúan al alza.

En ese orden, la cifra de muertos en Honduras por covid-19 se elevó este martes a 9 mil 755 y la de contagios a 365 mil 259 en 18 meses de pandemia, según el último informe del estatal Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager).

Hasta la noche de este martes, se encuentran 842 pacientes hospitalizados a causa de la COVID-19, de los cuales 427 están estables, 351 graves y 64 permanecen en Unidades de Cuidados Intensivos (UCI).

 Las embarazadas son uno de los sectores más afectados con las nuevas variantes de la COVID-19 que circulan en Honduras.

En ese orden, las autoridades sanitarias reportaron este miércoles 105 decesos de embarazadas y puérperas por causa de la COVID-19.

La jefa de la Unidad de Vigilancia de la Secretaría de Salud (Sesal), Karla Pavón, confirmó esta mañana que suben a 105 las mujeres en estado de gestación y puérperas que han perdido la vida por el COVID-19.

Varios especialistas coinciden en la importancia de que la población que va a salir de vacaciones durante el feriado, antes acudan a vacunarse, y lleven a sus hijos mayores de 12 años, ya que con la vacuna tendrán mayor protección y las posibilidades de hospitalización y muerte se reducen drásticamente. A la vez, el llamado es para que no descuiden las medidas de bioseguridad. (RO)